Posteado por: analisisgrafico | septiembre 21, 2006

10 diez errores típicos que comenten los emprended…

10 diez errores típicos que comenten los emprendedores
1. Venderle a la gente equivocada

Aunque vender es la clave más importante para la subsistencia de cualquier negocio no es bueno intentar venderle a todo el mundo. Tal vez las personas a quienes les has intentado vender no necesitan el producto o servicio que ofreces, tal vez son muy quisquillosas en cuestiones de cada centavo que invierten. Eso, además de ser desgastante para tí, te quita tiempo valioso que podrías invertir en la negociación con otro cliente potencial al que te sea más facil venderle. Siéntete libre de decir NO, si consideras que ese prospecto no es idóneo para tí. Deja que tu competencia se haga cargo de él.

2. Gastar demasiado dinero
Aunque tengas un flujo constante de efectivo, es importante intentar gastar o invertir únicamente en las cuestiones necesarias. Este punto coincide con las recomendaciones que hace Eduardo Arcos sobre cómo iniciar tu negocio con poco presupuesto.

3. Gastar muy poco dinero
El lado opuesto también es malo… tal vez por querer ahorrarte unos cuantos pesos en tal o cual cosa, dejas de ser productivo e invertirle tiempo a las actividades propias de tu negocio. Por ejemplo si te dedicas a brindar asesoría contable, y por ahorrarte dinero decides hacer tu folletería para promocionar tus servicios, vas a perder mucho tiempo en diseñar y aprender a utilizar las herramientas necesarias para hacerlo. Zapatero a tus zapatos!

4. Aparentar cosas que no son

Mucha gente que trabaja por su cuenta, tiende a referirse como “Nosotros”, en vez de hablar en primera persona del singular. No tiene nada de malo, sobre todo cuando te desempeñas como trabajador independiente. Es necesario que te “ubiques en tu realidad” ya que engañar a tus clientes o prospectos con este tipo de artimañas puede ser contraproducente a corto plazo. Si estás tan desespeado y tienes que mentir para conseguir clientes, tal vez no sea el momento adecuado para iniciar tu propio negocio.

5. Asumir que un contrato va a ser cumplido

Este es un error más común de lo que pudiera parecer, y es que no importa qué tan grande pueda ser una corporación, muchas veces los directivos deciden dar por terminado un contrato por las razones más inverosímiles. Lo que yo interpreto de éste punto en particular es que no es una recomendación para que evites firmar contratos, ya que estos son necesarios por cuestiones legales o de formalización de una relación laboral, más bien es un punto de advertencia para que siempre tomes tus reservas ante imprevistos que pudieran surgir. El verdadero contrato es el acuerdo -de palabra- que haces con tu contacto y es una relación mucho menos formal.

6. Ir en contra de tu intuición

Tanto para la supervivencia, como para los negocios, la intuición es un elemento que debes de tener en cuenta al momento de tomar una decisión. Muchos grandes negocios se han cerrado porque el emprendedor o directivo tuvieron una corazonada. Así que aunque suene muy tentador un negocio, si tus corazonadas te indican lo contrario, tal vez sea bueno dejar pasar la oportunidad; de no ser así, quizá despues te arrepientas de haberlo hecho.

7. Demasiada formalidad

Demasiada formalidad puede alejarte de tus objetivos. Las relaciones de negocios, suelen ser mejores cuando existe una relación de persona a persona entre ellos. En muchas ocasiones es completamente necesario llevar a cabo formalidades, pero evita caer en los extremos.

8. Sacrificar tu personalidad

Tal vez tengas en mente que como dueño y presidente de tu propio negocio, te sientas obligado a actuar o comportarte de una u otra forma y que no va de acuerdo a tu comportamiento cotidiano. Esto a largo plazo puede resultar en una debilidad en vez de utilizar tus razgos de la personalidad como fortalezas que te identifiquen del resto de tus competidores.

9. Fallar en el objetivo de crear valor

Es muy sencillo perder de vista que el objetivo principal de cualquier negocio no es hacer dinero, sino crear valor a algo, tanto para tus clientes, como para tí.

10. Fallar en la optimización
¿Cuántas veces no sigues realizando tareas rutinarias que te absorben demasiado tiempo, y que puedes automatizar o simplificar para ser más eficiente? Esto a veces es por costumbre o por miedo al cambio. En un negocio es igual de importante Crear Valor pero de una manera efectiva, tanto en costos como en tiempo. Es importante no perder de vista ambos puntos, ya que ésto te permitirá seguir hacer crecer tu negocio.

Interesante.

Fuente: dfakto (buen blog)


Responses

  1. Creo que la importancia de estos consejos radica en que son errores que comúnmente cometemos en nuestros primeros intentos para emprender un negocio. Si tenemos presentes en todo momento estos puntos, y evitamos cometerlos, las probabilidades de poder seguir adelante con éxito nuestro proyecto son mayores.

    Muchas gracias por tus comentarios!

    David

  2. Así es David; se trata de 10 buenas preventivas.

    Saludos y bienvenido a ag. 😉


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: